¿Qué es la espeleología?




La espeleología tradicionalmente se ha denominado como un deporte-ciencia y razones no faltan.
       Se puede practicar desde la faceta puramente deportiva, es decir, descender a cuevas y simas ya exploradas por puro placer y observar rincones de increíble belleza pasando ratos extraordinarios con nuestros compañeros eligiendo una cueva a nuestro nivel.
       Pero sin lugar a dudas el lado científico o la exploración es lo que acaba atrayendo al espeleólogo. El interés de lo desconocido, grandes dosis de aventura y trabajo en equipo son los ingredientes que hacen de la exploración de cuevas algo fascinante.
       En Navarra tenemos más de 3000 cuevas y simas exploradas, algunas de ellas con más de 80 kilómetros de desarrollo y 1.400 metros de profundidad, hacen de Navarra un referente espeleológico a nivel mundial. Y todavía hoy quedan muchas cuevas vírgenes por explorar a lado de nuestra casa…
       Además, practicando la espeleología podrás abarcar infinidad de campos, como la topografía (aprendiendo a hacer plano de las cavidades), el estudio geológico o hidrológico de macizos calcáreos, la bioespeleologia o estudio de seres vivos en las cuevas, la fotografía subterránea, el buceo en cavidades acuáticas e incluso una nueva faceta en este deporte como la competición en progresión vertical.
       Una vertiente dentro de la espeleología es el descenso de cañones, donde descenderás estrechas gargantas, bajando cascadas de agua, nadando e incluso haciendo divertidos saltos.
       Si te interesa este apasionante mundo ponte en contacto con nosotros o con algún club de espeleología, donde podrás realizar un curso de iniciación y federarte. ¡Anímate!